mostoles

Empate en el partido de ida de la final regional de la Copa RFEF

11 septiembre, 2014

mostoles
C.D. MÓSTOLES U.R.J.C.
1 1
CLUB ATLÉTICO DE PINTO
atletico_de_pinto_escudo

 

sergio_larrosa_alcobendas

El partido de ida de la final regional de la Copa Real Federación Española de Fútbol (RFEF) se saldó con un empate por la mínima (1-1) que deja las espadas en todo lo alto para la vuelta, prevista para el 25 de septiembre en el Amelia del Castillo.

El primer encuentro de esta eliminatoria se disputó en municipal de El Soto de Móstoles y deparó un choque con dos períodos bien distintos. El primero, mucho más movido por ambos lados, comenzó con dominio territorial rojinegro y una alineación repleta de novedades.

El míster, Álvaro García, alineó un once donde destacaba la presencia de jugadores jóvenes, los que habían tenido menos minutos en liga. De todos ellos, tan sólo Samu había sido un “fijo” en las alineaciones rojinegras de las dos primeras jornadas.

Álex Caballero, Macho, Maroto, Iván Collado, Rubén Muñoz, Edu Cruz, Samu, Sergio Larrosa, Gonza, Gonzalo y Sodiq fueron los elegidos para comenzar la defensa de un título regional de la Copa RFEF, logrado por primera vez por los pinteños el año pasado, coincidiendo con el 50º Aniversario.

Los locales, bajo la dirección de Miguel Ángel Carrilero “Míchel”, saltaron al terreno de juego con la siguiente relación de jugadores: Amaro, Álvaro, Curras, Juan Carlos, Garci, Víctor, Casillas, Moha, Cristian, Aguilar y Corrales.

Pese al dominio territorial pinteño, fueron los locales los que se adelantaron en el marcador con un penalti en el descuento que transformó Aguilar, un tanto que ponía por delante a los azulones en un partido que cambiaría considerablemente en la segunda mitad.

 

EMPATE DE LOS PINTEÑOS Y EXPULSIÓN LOCAL
Tras la reanudación el partido se igualó con un golazo de Edu Cruz (jugador del Sénior “B”) en los primeros compases de este período. El tanto refrendaba los méritos pinteños en un partido en el que los rojinegros no merecían ir a remolque en el marcador. El tanto daba la tranquilidad necesaria a los rojinegros para afrontar el resto del encuentro.

La expulsión de un defensor del Móstoles URJC poco después dejaba en inferioridad numérica a un conjunto que a partir de ese momento depositó la esperanza de un segundo gol en las “contras”. Pero la falta de acierto y Álex Caballero impidieron sus novedades. Los visitantes tampoco vieron con facilidad portería. Al borde del final los locales pudieron marcar, pero el resultado se mantuvo en tablas.